¿Voy a tener que cambiar mis prótesis?

El cambio del implante mamario

El cambio del implante mamario

 

Una de las preguntas más frecuentes que nos hacen las pacientes que se van a someter a un aumento de pecho es si las prótesis durarán toda la vida. Realmente, no existe una fecha de caducidad exacta o un intervalo de tiempo a partir del cual sea necesario el recambio de la prótesis. Los implantes mamarios, como dispositivos médicos que son, deben ser controlados por un especialista en Cirugía plástica a lo largo del tiempo.

En estos controles, la paciente nos cuenta sus sensaciones, realizamos una exploración física del pecho y solicitamos una prueba de imagen (Ecografía o Resonancia Magnética) en la que nos informan del estado del implante. Si todo está correcto no será necesario cambiar la prótesis aunque hayan pasado 5, 10 o 20 años.

En ocasiones, durante estos controles, nos encontramos con alguna de las siguientes situaciones que sí requieren el recambio del implante:

Rotura de la prótesis

Contractura capsular

-Implante en perfecto estado pero la paciente desea aumentar o disminuir su volumen.

¿Cómo se realiza la cirugía?

Para responder a esta pregunta es importante explicar primero el siguiente concepto: Siempre que colocamos un implante en un pecho, el cuerpo forma a su alrededor una cápsula que lo deja completamente englobado “a modo de bolsillo”. Esta cápsula es un tejido vivo y se encuentra íntimamente unida al cuerpo. La complejidad de la cirugía de recambio del implante depende en gran medida de si es necesario extraer únicamente el implante o el implante y la cápsula que lo rodea.

Esquema. Implante mamario-Cápsula periprotésica.

Esquema. Implante mamario-Cápsula periprotésica.

 

Cuando sólo tenemos que extraer el implante y colocar uno nuevo en su lugar, la cirugía es muy sencilla y de corta duración, pudiendo realizarse en régimen ambulatorio, bajo anestesia local. En otras ocasiones es necesario extraer el implante y la cápsula que lo rodea, requiriendo una cirugía algo más compleja.

En resumen, un implante de mama puede ser para toda la vida pero debe controlarse de manera periódica para descartar diferentes situaciones. Estos controles deben realizarse por un especialista en Cirugía Plástica, Reconstructiva y Estética.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


*